Consejos para adoptar una dieta basada en plantas, sin desfallecer. 🥑



Cocina, vegetarianismo, veganismo, alimentación, salud


El plato de un yogui debería estar libre de sufrimiento y crueldad de todo tipo de entidades vivientes. Todo lo que aprendemos y enseñamos a través de nuestra práctica de yoga, sentados en nuestro mat se ve realmente en la manera en como tratamos y enfrentamos el mundo, ya hemos escuchado sobre la ahimsa (no violencia) y sin duda la alimentación es pilar fundamental.🍲


Lee más sobre Ahimsa, la no violencia 👉 aquí



Ya sea vegetariano o vegano, cambiarse a un alimentación basada en plantas es mucho mejor, nutritivo, delicioso y fácil de lo que creemos y nos han hecho pensar. Sin embargo no podemos olvidarnos que cada cuerpo es diferente, tiene un ritmo propio y que nos adaptamos a alimentos y rutinas diferentes. 



Si estás aquí leyendo este artículo sin duda has estado pensado en cambiarte ¡ojalá que al término de este artículo no te queden dudas! O bien refuerces tu posición para seguir con tu dieta libre de crueldad animal. 🌽


Algunos pasos que te pueden ayudar son:



Investiga: busca información sobre el tema, visita páginas web, lee, explora, recopila información, ve las razones por las cuales una dieta basada en plantas es una mejor opción, descubre los mitos que la rodean, habla con vegetarianos o veganos, pregúntales, comparte tus inquietudes. El conocimiento es el mejor respaldo.
Conoce: visita restaurantes con opciones libres de animales en la ciudad, explora tus intereses, todos los platos que conocemos tradicionalmente en nuestros países tienen su versión vegetariana u vegana, explora en internet recetas fáciles de seguir con ingredientes que tengas en casa, seguro esto de dará mucha satisfacción. 
Aumenta la cantidad de vegetales, granos, legumbres. comienza por partes, deja la carne, luego el pollo, el pescado, los embutidos y reemplázalos por productos vegetales, cuando te des cuenta te verás comiendo vegetariano/vegano. 

                                           
Inicia: Prueba los días sin carne sin duda serán un buen empujoncito, cuando ya estés listo puedes empezar reduciendo la ingesta de carne gradualmente, no necesitas ser radical y dejar de comer todo lo que te gusta de una vez, cada decisión merece transición y cada persona necesita su tiempo para acostumbrarse al cambio.
Experimenta: cocina, prueba recetas nuevas, se creativo, tener una dieta basada en plantas no significa que tienes que morir de hambre como muchos creen o vivir solo de ensalada. Hay muchos platos deliciosos y mucha variedad que puedes disfrutar. 
Balancea: No comas siempre lo mismo, combina los alimentos, prueba los diversos productos, lentejas, espinaca, garbanzos, quínoa, chía, frutos secos, frutas, arroz, etc. 
Despídete: Dile adiós a todos los derivados de la carne, como las sopas, los cubitos, gelatinas y otros productos, lee las etiquetas, te sorprenderás cuantos productos pueden tener estos ingredientes.
Disfruta: Haz de todo un juego, establece metas y celebra tus logros, ten paciencia, siéntete orgulloso de este proceso y disfruta de la experiencia. 👏



¡Cuéntanos qué te ha parecido el proceso!



Consejos para adoptar una dieta basada en plantas, sin desfallecer. 🥑

No hay comentarios

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *