Vrksasana, Postura del arbol

Así nace entonces la postura del árbol. Cuando en tu práctica entres en ella medita en la sensación de firmeza y arraigo. Imagina que eres un árbol, tus pies son las raíces que siempre permanecen firmes, tu cuerpo es el tronco, determinado y constante, tus manos hacia el cielo son las ramas que aunque las golpeé el sol, la lluvia y el viento permanecen fijas en su ideal con fe y determinación.
En el yoga cada asana tiene un significado especial, ninguna surge de la nada, meditar en el cada que se entra en una postura enseña a ser más conscientes de lo que se está haciendo y gradualmente va conectando el cuerpo y la mente con el verdadero propósito por el que existe el yoga.

Origen de Vrksasana

Vrksasana o más conocida como postura del árbol tiene su historia de origen en el Ramayana (Texto épico de la mitología Hindú.Hace parte de las obras más importantes de antigua India.Data del siglo III A.C.) Donde Sita, una de sus protagonistas fue raptada durante un largo tiempo, lejos de su esposo. Apesar de las pruebas y tentaciones su mente siempre estuvo fija en sus principios y la espera con paciencia de su esposo, ella estaba segura que él vendría a rescatarla. Todo el tiempo que duró su cautiverio vivió en un bosque de árboles ashoka (Que significa sin dolor) allí los árboles la cuidaban y le susurraban al oído, -Permanece quieta, mantén la calma y el equilibrio al igual que nosotros, las situaciones cambian, eso lo sabemos. Este momento no será para siempre. Continua serena y recuerda tu propósito.-

Así nace entonces la postura del árbol. Cuando en tu práctica entres en ella medita en la sensación de firmeza y arraigo. Imagina que eres un árbol, tus pies son las raíces que siempre permanecen firmes, tu cuerpo es el tronco, determinado y constante, tus manos hacia el cielo son las ramas que aunque las golpeé el sol, la lluvia y el viento permanecen fijas en su ideal con fe y determinación. 

Como entrar en la postura vrksasana adecuadamente 

Así nace entonces la postura del árbol. Cuando en tu práctica entres en ella medita en la sensación de firmeza y arraigo. Imagina que eres un árbol, tus pies son las raíces que siempre permanecen firmes, tu cuerpo es el tronco, determinado y constante, tus manos hacia el cielo son las ramas que aunque las golpeé el sol, la lluvia y el viento permanecen fijas en su ideal con fe y determinación.Después de calentar todo el cuerpo, especialmente los pies, te paras al inicio del matt en postura de tadasana, asegurándote de que todos los dedos de los pies estén firmemente apoyados y que todo el cuerpo esté recto.

Dirige la mirada en un punto fijo justo al frente de tu cabeza, respira con tranquilidad exhalando el doble de lo que inhalas.

Al ritmo de la respiración lleva todo el peso del cuerpo al pie izquierdo y acto seguido levanta la rodilla derecha proyectándola hacia el pecho, toma con la mano derecha el pie derecho por el tobillo y con cuidado dirige la planta del pie sobre el muslo derecho cerca a la zona pélvica, si aún el cuerpo no te lo permite puedes ponerla tres dedos mas arriba de la rodilla o tres dedos más abajo. Lleva las manos al centro haciendo el mudra de oración (Anjali mudra) o dirigirlas hacia el cielo conservando el mismo mudra. Si la postura es muy cómoda puedes cerrar los ojos. Permanece allí mínimo un minuto y repite con el pie contrario de la misma manera.

Precauciones en la postura vrksasana

  • No se debe realizar esta postura si tienes alguna dolencia en los pies o un accidente reciente por que el peso de todo el cuerpo se concentra en ellos y por lo tanto es la zona de mayor fuerza física.
  • Si sufres de tensión alta o baja se recomienda dejar las manos en anjali mudra a la altura del pecho para evitar mareos y fatiga.
  • Si tiene problemas cervicales evita levantar los brazos, para no causar tensión. Puede dejarlos a la altura del pecho o a los lados del cuerpo completamente activos.

Beneficios de la postura vrksasana

  • Esta postura la pueden realizar niños, jóvenes y adultos.
  • Estimula la concentración y el equilibrio, pues estos son la clave para mantener la postura.
  • Ayuda a estar presente en el aquí y el ahora por que es una postura que requiere una alta dosis de concentración.
  • Fortalece los pies desde la punta de los dedos hasta la zona pélvica, ya que en esta postura todo el pie está completamente activo.
  • Relaja y estimula hombros, estira completamente la espalda, abre el pecho y fortalece el abdomen.
  • Es especialmente benéfico realizarla cuando necesitemos encontrar serenidad y calma, o cuando el estrés del día nos pida hacer una pausa.

Partes del cuerpo mayor trabajadas en Vrksasana

  • Piernas
  • Articulación de rodillas
  • Tobillos y muñecas
  • Elongación de cuadriceps e isquiotibiales
  • Elongación y fortalecimiento de columna vertebral y espalda.

Busca siempre en cada postura el equilibrio que tu mente, cuerpo y alma necesitan,recordando que cada proceso es personal,que todo llega en su momento,por que todo en el camino del Yoga es perfecto.

Namasté

Así nace entonces la postura del árbol. Cuando en tu práctica entres en ella medita en la sensación de firmeza y arraigo. Imagina que eres un árbol, tus pies son las raíces que siempre permanecen firmes, tu cuerpo es el tronco, determinado y constante, tus manos hacia el cielo son las ramas que aunque las golpeé el sol, la lluvia y el viento permanecen fijas en su ideal con fe y determinación.

Vrksasana, Postura del arbol

No hay comentarios

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *